Cinco puntos clave que te ayudarán a determinar si el local que visitaste y tanto te gustó es el adecuado para tu franquicia.

Aunque la ubicación es la primera palabra que se escucha cuando se habla de determinar el mejor local, para llegar a ese punto es importante analizar estos otros factores:

Perfil social

Tu concepto y tu perfil de mercado son los primeros puntos que te ayudarán a filtrar las ubicaciones. No te dejes llevar por zonas y centros comerciales de moda.

Demanda

Analiza las plazas concretas donde será más accesible llegar para tus clientes. No es lo mismo tener un spa en un centro comercial, que en una zona residencial donde los clientes se sienten más en confianza, sin problemas de estacionamiento y aglomeraciones de gente.

Competencia

¿Te conviene o no estar cerca de ella? Basándote en el concepto de negocio, define si estar en zonas donde existan varios negocios del mismo giro es una buena opción. Las calles o pequeñas plazas especializadas en algún producto o servicio generan mayor afluencia de clientes que saben que en una misma ubicación encuentran un gran número de opciones.

Características del local

Una ubicación puede parecerte extraordinaria por precio o dimensiones, pero debe tener las cualidades que a tu negocio convienen. Considera el metraje de frente que requieres, si necesitas estar a pie de calle, en esquina, etcétera. Si tus clientes son en su mayoría personas de edad avanzada deberás elegir un local en planta baja con accesos fáciles y pocas escaleras.

Licencias y permisos

Revisa las restricciones de operación en la colonia y municipio donde operarás. Solicita a los dueños del lugar que te muestren las licencias y permisos en regla.

 

Fuente: gallasteguifranquicias.com